WEB

Debido a la situación de emergencia que estamos viviendo el Gobierno ha aprobado una serie de medidas para paliar los efectos negativos que esta crisis está teniendo en la economía de muchas pymes y autónomos.

En el ámbito tributario, son destacables ciertas medidas que se han ido adoptando en diversos reales decretos desde el pasado día 12 de marzo hasta hoy, como el aplazamiento de deudas tributarias, la suspensión de plazos en el ámbito tributario y la exención de la cuota gradual de la modalidad de Actos Jurídicos Documentados en el Impuesto sobre Transmisiones Patrimoniales y en las escrituras de novación de préstamos y créditos hipotecarios; otras medidas como que las comercializadoras de electricidad y gas puedan retrasar las liquidaciones de IVA, el Impuesto Especial sobre la Electricidad y el Impuesto sobre Hidrocarburos, correspondientes a las facturas cuyo pago por los consumidores se hubiese retrasado; el aplazamiento de deudas derivadas de declaraciones aduaneras; la suspensión de plazos en el ámbito tributario de las comunidades autónomas y de las entidades locales; la ampliación del plazo para interponer recursos de reposición o reclamaciones económico administrativas, o la suspensión de los plazos de prescripción y caducidad de cualesquiera acciones y derechos regulados en la normativa tributaria.

El Gobierno considera necesario continuar implantando medidas que permitan a los obligados tributarios el cumplimiento voluntario de sus obligaciones fiscales, por lo que se adopta el Real Decreto Ley 14/2020, de 14 de abril, por el que se extiende el plazo para la presentación e ingreso de determinadas declaraciones y autoliquidaciones tributarias que dispone extender el plazo para la presentación e ingreso de las declaraciones y autoliquidaciones.

¿En qué consiste la extensión del plazo para la presentación e ingreso de las declaraciones y autoliquidaciones?

  • Si eres autónomo o pyme y tu volumen de operaciones en 2019 no ha superado los 600.000 € puedes presentar e ingresar tus liquidaciones de impuestos correspondientes al primer trimestre del año 2020 hasta el día 20 de mayo  o hasta el día 15 de mayo si eliges la domiciliación bancaria como forma de pago.
  • Si tienes que presentar el impuesto de sociedades y tu volumen de operaciones en 2019 no ha superado los 600.000 euros y tu período impositivo se ha iniciado a partir de 1 de enero de 2020 puedes presentar e ingresar tus liquidaciones de impuestos correspondientes al primer trimestre del año 2020, hasta el día 20 de mayo o hasta el día 15 de mayo si eliges la domiciliación bancaria como forma de pago.
  • Si eres contribuyente del impuesto de sociedades y tu  período impositivo se ha iniciado a partir del 1 de enero de 2020, con un importe neto de la cifra de negocios que no haya superado la cantidad de 6.000.000 euros durante los 12 meses anteriores y no has tenido derecho al aplazamiento contemplado anteriormente, podrás ejercitar la opción de pagos fraccionados prevista en el apartado 3 del artículo 40 de la Ley 27/2014, de 27 de noviembre, del Impuesto sobre Sociedades, mediante la presentación en plazo ampliado del primer pago fraccionado a cuenta de la liquidación correspondiente a dicho período impositivo.

¿En qué consiste el aplazamiento de los impuestos?

Se propone una flexibilización en materia de aplazamientos, concediendo durante 6 meses el aplazamiento de pago de impuestos a pymes y autónomos, siempre previa solicitud en la Agencia Tributaria, en unos términos equivalentes a una carencia de 3 meses.

Se podrán aplazar las deudas tributarias, siempre que el deudor sea persona o entidad con volumen de operaciones no superior a 6.010.121,04 euros en el año 2019 y con las siguientes condiciones: el plazo será de seis meses y no se devengarán intereses de demora durante los primeros tres meses del aplazamiento.

No se devengarán intereses de demora durante los primeros 4 meses del aplazamiento (Disposición final séptima del Real Decreto Ley 19/2020). Esta modificación se aplicará a las solicitudes de aplazamiento que se hubieran presentado a partir del 28 de mayo de 2020.

¿Qué deudas tributarias se pueden aplazar?

Se concederá el aplazamiento del ingreso de la deuda tributaria correspondiente a todas aquellas declaraciones-liquidaciones y autoliquidaciones cuyo plazo de presentación e ingreso finalice desde el 14 de marzo de 2020 y hasta el día 30 de mayo de 2020, ambos inclusive.

¿Cómo puedo aplazar mis deudas tributarias?

La Agencia Tributaria ha publicado unas instrucciones provisionales que puedes consultar.


MÁS INFORMACIÓN: 

Esta información tiene carácter orientativo, no siendo vinculante en ningún caso. Se concibe como una información de apoyo al emprendimiento. Se recomienda comprobar la normativa oficial y, en su caso, estudiar y consultar cada caso concreto.